Nisarg Shah, Bombay (India)

¿Qué sucede cuando se combina la pasión por la innovación científica con una base educativa sólida y el deseo de mejorar la vida de las personas? Que aparece alguien como Nisarg J. Shah, un graduado del Programa del Diploma (PD) del IB de 2005. A través de su doctorado en Ingeniería Química en el Massachusetts Institute of Technology (MIT), Nisarg utiliza la innovación biomédica para transformar vidas. Eligió este camino gracias los educadores que ejercieron una influencia sobre él y a las oportunidades que ha tenido de explorar, innovar y afrontar desafíos.

Nisarg está cursando un doctorado en Terapia Biomédica en el MIT con la esperanza de seguir innovando en el campo y trasladar las nuevas tecnologías que se utilizan en los laboratorios a las clínicas para cambiar la vida de los pacientes. “Siempre he sentido pasión por la investigación científica y las posibilidades transformadoras que puede ofrecer. [...] Seguiré trabajando en ideas nuevas e interesantes que tengan el potencial de cambiar vidas”, señala Nisarg.

Nisarg afirma que su educación ha inspirado y alimentado su interés por las ciencias y las matemáticas. Y añade: “He tenido la suerte de contar con profesores extraordinarios en el PD. Concretamente, los de ciencias se esforzaron al máximo como educadores y fueron unos mentores inspiradores”. La función de sus profesores como mentores continuó cuando estudiaba el grado de Ingeniería Química y Biomolecular en la Universidad Johns Hopkins, donde un docente de laboratorio le sirvió de inspiración para cursar un doctorado en Investigación Biomédica. Según dice, su educación le enseñó la importancia de plantear preguntas para desarrollar una buena labor científica.

Nisarg señala que la calidad y los altos estándares del currículo del IB tuvieron un gran reconocimiento en la universidad. Sus clases de Matemáticas y Ciencias le dieron ventaja en varias clases introductorias e incluso le permitieron saltarse algunas para acceder más rápido a las asignaturas troncales. Pero aun siendo un apasionado de las ciencias, reconoce los beneficios de contar con una base de conocimientos amplia: “En el colegio, la flexibilidad del PD me permitió familiarizarme con una amplia variedad de temas [...] y tomar una decisión fundamentada a la hora de elegir especialidad. Gracias al programa, pude anticiparme a cómo sería la universidad, y estaba deseando vivir la experiencia”.

La Monografía le pareció una experiencia profunda que influyó mucho en su manera de pensar durante su etapa en el PD. Agradece especialmente a sus profesores del IB y su colegio por el gran apoyo que le ofrecieron a través de consejos, recursos y herramientas para diseñar y desarrollar su proyecto.

También menciona el componente de Creatividad, Actividad y Servicio (CAS) como una oportunidad de explorar nuevas áreas de aprendizaje y colaborar con compañeros fuera del aula, lo que a menudo le planteó interesantes desafíos. “En general, la experiencia de CAS me ayudó a ser más tenaz y perseverante para alcanzar un objetivo, algo que sigo valorando a día de hoy”.

Nisarg destaca la importancia de animar a los futuros alumnos a ser innovadores y proporcionarles oportunidades para aumentar su creatividad. Y añade: “El IB hace un magnífico trabajo en este sentido, sobre todo a través de CAS y la Monografía, y creo que ese seguirá siendo un aspecto distintivo del PD y teniendo mucha importancia de cara a la educación superior”.

“El programa del IB goza de reconocimiento internacional. Sin embargo, los sistemas educativos de Estados Unidos y la India son diferentes, y es verdaderamente importante tener en cuenta los requisitos de cada uno. La planificación previa ayudará a los alumnos a estar bien preparados. Sin lugar a dudas, el IB contribuirá a esa preparación con independencia de dónde decidan cursar sus estudios superiores”.

 

Más información sobre el Programa del Diploma