Abril Morishita, México

Abril Morishita se graduó de la preparatoria del Tecnológico de Monterrey. Actualmente cursa el quinto semestre de Derecho en el campus de Ciudad de México de la misma institución.

Abril MorishitaCuando llegué a la preparatoria donde quería estudiar me presentaron el Programa del Diploma (PD) del IB. Me pareció algo diferente a todo lo que ofrecen las preparatorias en México. Tuve la impresión de que da muchas herramientas para el futuro, sobre todo para estudiar una carrera y tener una mentalidad internacional. Te da diferentes perspectivas del mundo y de la sociedad.

El PD es muy abierto, en ningún momento te limita. Ahora que estoy estudiando Derecho, sé que incluso temas de Biología o el saber otras cosas en profundidad me ayudan y me diferencian de mis compañeros. Eso es lo genial del Bachillerato Internacional. Yo cursé Biología, TISG, Historia. Aunque son asignaturas que no están directamente relacionadas con el Derecho, me dan más campo de acción desde donde acercarme a la profesión.

Las asignaturas que más me apasionaron fueron Historia, TISG, y Lengua y Literatura. Me llenaron y me ayudan en mi vida diaria y ahora que estoy en la universidad.

“El principal beneficio que obtuve del PD fue poder ver el mundo desde diferentes perspectivas. El abrirme al mundo y no limitarme”.

Me gusta mucho leer y ver cine arte. Estos pasatiempos eran algo que podía complementar perfectamente e incluso podía utilizar en mi vida escolar. Mi vida social fue muy amplia; mientras cursé el IB, mis compañeros y yo éramos muy unidos, así que disfruté mi tiempo libre.

Todos los profesores me marcaron muchísimo y de una manera muy positiva. En especial hubo una persona que cambió la perspectiva que tenía del Bachillerato Internacional y del programa. Fue mi profesora de TISG, María Eugenia Robledo, quien era la directora del departamento del Bachillerato Internacional. Ella me mostró una nueva óptica de cómo estudiar y acercarme al aprendizaje.

El principal beneficio que obtuve del PD fue poder ver el mundo desde diferentes perspectivas. El abrirme al mundo y no limitarme.

Al estudiar Derecho debo escribir e investigar constantemente, acercarme a la carrera de otra manera que no sea litigar. La Monografía definitivamente es un plus para ello. Creo que la Monografía sirve para todas las carreras, no importa a lo que te quieras dedicar; la investigación siempre es algo muy importante. CAS me ayudó a tener un acercamiento al servicio social, a ayudar a la gente y a no verlo como una obligación. El servicio social a través del IB fue algo que disfruté muchísimo y continué después de graduarme. Este verano fui parte de la asociación Alto al Secuestro, presidida por la señora Isabel Miranda de Wallace, donde atendía a víctimas de secuestro. Actualmente me encuentro en el bufete de asesoría jurídica gratuita de mi universidad. Con CAS aprendes tanto como en una asignatura curricular.

Si hubiera estado dentro de mis posibilidades me hubiese gustado tomar otras asignaturas que mi colegio no ofrece, como Artes Visuales o Danza.

Mi consejo para los alumnos que piensan cursar el PD es que no le tengan miedo. Que se arriesguen a conocer otro mundo, a divertirse aprendiendo, a interesarse por las cosas. Creo que eso es lo más importante y lo que más te deja el IB.

Lea el testimonio en PDF PDF [7.5MB]